Archivo de la etiqueta: pastas

PASTA CON CORONA DE VEGETALES

Este es un plato pura energía: está repleto de carbohidratos:

los de la pasta. de uso más rápido; y los complejos de los vegetales, repletos de fibra, que proveen energía más tardíamente pero en forma más prolongada…

Es un plato pobre en proteínas y en grasas; ideal para un almuerzo en el que hay que continuar en intensa actividad física o intelectual.

Se hace en pocos minutos, y es delicioso.

Para 4 personas necesitamos:

-400 a 500 gramos de fideos secos tirabuzón (según edad y voracidad de comensales);

-50 gramos de queso en hebras de bajo tenor graso;

– 1 pimiento rojo;

– 1 berenjena chica

-1 zanahoria grande

-1 cucharada grande de aceite de oliva

– sal fina(poca)

– salvia

– aceite en crudo o manteca light para la pasta

Cocinar la pasta al dente.

Mientra, cortar en cuadrados no tan pequeños ( de 3 cm. de lado, más o menos), el pimiento y la parte exterior de la berenjena.

Pelar y cortar en delgadas ruedas la zanahoria.

Colocar el aceite de oliva en un sartén y cocer a fuego fuerte los vegetales revolviendo con cuchara de madera. Salar y esparcir sobre ellos la salvia. Sólo cocinaremos unos minutos, los vegetales deben quedar algo dorados y crujientes.

Colar los fideos y colocar poco medio graso.

Servir los fideos con un pequeño copete de queso, y rodeados por una corona de vegetales.

Imagen

ESTRELLA: Consumir carbohidratos durante una jornada activa, nos provee de la energía necesaria para un alto rendimiento.

No se acumulan como calorías, ya que son gastados en nuestra actividad, y al no estar acompañados de grasas ni proteínas en forma significativa, no se retrasa la digestión ni se añade material calórico extra.

Una verdadera bomba de energía.

 

 

PASTAS CON SALSA CRUDA

Esta deliciosa receta, de aire mediterráneo, es especial para disfrutar de las pastas en el verano.

Liviana, simple de hacer y con la asombrosa combinación de lo frío y lo caliente en un mismo bocado. ¡Vale la pena probarla!

Para cada porción contamos con:

– 100 gramos de pasta seca, de colores (vendida en el mercado como de vegetales)

– 1 tomate mediano maduro pero firme

– aceite de maíz o girasol, 2 cucharadas.

– albahaca fresca

Cocinamos la pasta a nuestro gusto, mientras preparamos la salsa cruda.

Para ello, cortamos al medio el tomate y lo rallamos desechando la piel.

Condimentamos con sal y colocamos el aceite batiendo bien hasta obtener una mezcla homogénea y brillante.

Servimos de inmediato, con la pasta caliente y la salsa sobre ella sin mezclar, y acompañamos con hojas de albahaca.

Imagen

Además de obtener energía de los carbohidratos, esta pasta ofrece todas las virtudes del tomate fresco, nuestra

ESTRELLA: el tomate es fuente de vitamina C y E, potasio, ácido fólico y betacaroteno .

Es un potente antioxidante, pues además de ácido ascórbico contiene polifenoles y flavonoides.

PASTAS CON SALSA NARANJA

Las pastas son, como el pan, una fuente de energía para nuestras actividades del día.

Las pastas secas, en este caso, suman practicidad y velocidad de preparación, por ejemplo en un mediodía de semana atareado.

Este plato consta de:

– 100 grs. de fideos tirabuzón por persona

– Salsa naranja (para 2 personas): – 1 cebollita

                                                              – 1/2 pimiento rojo

                                                              – 1 zanahoria chica

                                                              – 2 tomates redondos medianos

Rehogar en 2 cucharadas de aceite de girasol o maíz, a fuego bajo, la cebolla y el pimiento picados, hasta que la cebolla esté casi transparente.

Añadir la zanahoria rallada y cocinar pocos minutos más.

Mientras rallar los 2 tomates; añadir a la preparación.

Cocinar a fuego medio, agregando un poco de agua caliente o caldo de verduras para que no se seque.

Mientras cocinaremos en abundante agua hirviendo la pasta.

Condimentar al final con sal, pimienta, orégano y una pizca de ají y pimentón.

Colocar en una licuadora y, luego de obtener una salsa naranja homogénea, calentar unos instantes antes de volcar sobre la pasta ya colada.

Image

Una buena costumbre es cambiar la manteca en la pasta por aceite en crudo. El sabor es exquisito, y el aporte al organismo de grasas permitidas y vitamina E crece.

Este plato es rico en hidratos de carbono.

Aporta buena cantidad de fibra proveniente de la salsa, y en baja proporción de la pasta (ya que no es pasta integral).

Añadimos el beneficio del aceite que comentamos.

La cantidad de vitaminas es variable, dada la cocción de los vegetales, sí conserva el licopeno ( un antioxidante del tomate), que se concentra en las salsas de reducción.

ESTRELLA: esta salsa es una buena estrategia para que los niños comiencen a probar los sabores de los vegetales.

Muchos protestan al encontrar “trocitos de…” y comienzan a analizarlos durante tiempos infinitos con su cuchara o tenedor.

El agradable sabor y el color los atraen y aumentan la aceptación.

Toda estrategia que ayude a que los niños consuman más vegetales es digna de probarse .

¿Qué opinas al respecto?