Archivos Mensuales: marzo 2014

BROCHETTES DE POLLO

Estos deliciosos palitos son fáciles de preparar y  resuelven una cena de semana, acompañando una ensalada.

Se preparan con (por comensal):

– 150 gramos de pollo sin piel

– tomates cherry , 1 docena

– 1 cebolla mediana

–  palitos de brochette

– sal, pimienta y aceite de oliva  

Precalentamos el horno a temperatura fuerte – 200 a 210 grados-

Cortamos la cebolla en trozos medianos, así como el pollo.

Salpimentamos.

Colocamos los distintos ingredientes en forma alternada.

Pintamos con aceite de oliva y cocinamos en la parrilla del horno.

Giramos para dorar en forma pareja.

,Imagen

   ESTRELLA: el brochette.

Esta forma de preparación de alimentos nos permite una creativa manera de combinar  vegetales solos o con distintos tipos de carnes. También puede realizarse un rico postre de frutas o una entrada o colación de quesos.

Son vistosos, se preparan fácilmente y pueden servir para un día agitado de entrecasa o una ocasión más presentada.

Además, todos los miembros de una familia o grupo de amigos pueden colaborar en la cocina…

¿Se te ocurre otra ventaja ?

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                     

Anuncios

SALTEADO DE CARNE

Este plato está repleto de energía, brinda gran saciedad y nos aporta elementos fundamentales para nuestro cuerpo.

Está hecho con alimentos muy comunes y aceptados por todos ( léase niños y a veces abuelos).

Para cada porción necesitamos:

– una papa mediana

– 150 gramos de cuadril en trozo (no en bife),

– 1 zanahoria mediana

– 1 cebolla pequeña

– pimientos rojo y verde (1/2 entre los 2)

– 2 cucharadas de aceite de oliva

– sal y pimienta

Desgrasamos la carne y la cortamos en partes ( de 5 cm máximo).

Pelamos y cortamos las papas en 3 ruedas.

La cebolla, las zanahorias y los pimientos los cortamos longitudinalmente, en trozos de mediano tamaño.

Colocamos el aceite en una olla horno o una sartén grande con tapa.

A fuego fuerte doramos inicialmente las papas y zanahorias, 2 minutos. Añadimos la carne un par de minutos más y por último la cebolla y pimientos.

Bajamos el fuego a medio- bajo; y tapamos nuestra cacerola.

Con una espátula ancha o espumadera giramos nuestros alimentos varias veces volviendo a tapar.

Cuando sacamos la tapa cada vez, debemos tener la precaución de secarla, ya que acumula vapor.

Pinchamos la papa para confirmar que esté a punto, y salpimentamos.

Servimos caliente. 

Imagen

 

ESTRELLA: la carne roja tiene algunas propiedades difíciles de reemplazar por otros alimentos.

Estas son: sus proteínas, de alto valor biológico, fácilmente apropiadas por nuestro organismo para poder ser usadas; y el hierro de tipo hem; necesario para transportar el oxígeno a todas nuestras células.

Este tipo de hierro se absorbe más fácilmente en el tubo digestivo.

Debemos tener 2 precauciones cuando elegimos comer carnes: cuidar el tamaño de la porción, y quitarle toda la grasa visible. Tratemos de elegir, también, cortes que contengan poca grasa dentro de la misma fibra; como en este caso, el cuadril.

De esta manera podemos disfrutarla reduciendo el riesgo de consumir grasas saturadas en exceso.

 

GUISO DE VEGETALES

Este es un guisado realmente delicioso.

Además, es muy fácil de hacer.

Para cada comensal necesitamos:

– 1/2 cebolla mediana

– 1/2 pimiento chico rojo o verde

– 1 papa pequeña

– algunos ramitos de bróccoli

– 1/2 zanahoria

– 2 ruedas de calabaza

– 1/2 choclo desgranado

– 4 tomatitos cherry

– 4 ruedas de zuchini

– 1 cucharada de aceite de maíz u oliva a gusto

– 1/2 cubito  de vegetales pobre en sodio

– romero, tomillo, pimienta

Cocinamos en el aceite la cebolla cortada muy pequeña hasta que esté casi transparente y la retiramos un rato del fuego.

Subimos el fuego y salteamos unos minutos las verduras troceadas: primero la zanahoria, la papa y el pimiento; y por último añadimos los otros ingredientes, más la cebolla.

Agregamos un vaso de agua caliente con el medio cubito de caldo, y cocinamos a fuego medio hasta que la papa esté cocida.

Si es necesario, podemos colocar unas cucharadas más de caldo.

Condimentamos con las hierbas y servimos.

Imagen

Es conveniente cortar la papa en trozos pequeños, con lo que disminuimos el tiempo total de cocción y preservamos mayor contenido de vitaminas del plato.

También es bueno consumirlo de inmediato, por las vitaminas…y porque es demasiado rico para esperar!

ESTRELLA: la combinación de vegetales de distinto color nos asegura la provisión de distintas vitaminas, así como minerales.

El verde intenso, el amarillo, el rojo y el naranja son señales naturales del rico contenido en antioxidantes de estos alimentos.

Muchos de ellos, como el bróccoli o el tomate, contienen además, elementos propios de efecto altamente beneficioso para nuestro organismo.

¿ Te animas a probarlo?

 

 

 

SOPA DE CALABAZA, CHOCLO Y QUESO

En una noche fresca nada tan reconfortante como una sopa.

En este caso, le da un toque alegre a nuestra mesa.Como entrada, realmente abre el apetito.

Para realizarla, necesitamos (para 4 comensales):

– 1 litro  de agua

– 400 gramos de calabacita pelada y sin semillas (aproximadamente media calabacita )

– 1choclo cocido y desgranado

– sal y pimienta

– queso port salut con probióticos 100 gramos

Cocinar a fuego bajo la calabaza hasta tiernizar.

Procesar o pisar, y volver al caldo. Salpimentar.

Añadir el choclo desgranado.

Antes de servir, colocar daditos del queso en el caldo caliente.

¡ A disfrutar!

Imagen

Este plato es rico en fibras y en betacarotenos, principalmente.

Aporta todas las propiedades del queso (proteínas, calcio, vitamina A) con el añadido de los probióticos.

ESTRELLA: El color naranja además de alegría y energía, es un indicador del contenido en precursores de la vitamina A.

¿ Te apetece alguna otra sopa de calabaza?

YOGUR DE NARANJA

Un postre fresco, liviano, de consistencia suave y cremosa; fácil de hacer.

Lleva muy pocos ingredientes y alegra el cierre de una cena de semana.

Para cada comensal lleva:

– una naranja

– 1/2 pote de yogur natural

– 1 cucharadita de miel

Exprimimos media naranja y colamos el jugo obtenido. Lo batimos con el yogur y la miel.

Ahuecamos la otra mitad de la naranja, rellenamos con nuestra mezcla y colocamos en el freezer, contenido en algún recipiente para que no se vuelque.

Retiramos cuando esté firme, pero no congelado.

Pelamos a vivo algunas partes del contenido de naranja que nos sobró, y cortamos muy finitas algunas partes de la cáscara que exprimimos, quitándole lo blanco. 

Decoramos a nuestro gusto.

Imagen

 

ESTRELLA: la naranja. Esta fruta tan fácil de conseguir y tan conocida, aceptada por grandes y chicos; es de gran riqueza nutricional.

Contiene vitaminas C y carotenos, además de folato.

Rica en minerales, aporta altas cantidades de potasio, y es rica en magnesio.

Tiene 2 gramos de fibra por cada 100 de pulpa.

Es un 88% agua, y tiene sólo 42 calorías cada 100 gramos comestibles.

¿ Conoces más propiedades de la naranja?